Entrenamiento

Epicondilitis Medial (Codo de Golfista) | Ejercicios y Tratamientos

Dos de los problema más comunes de la población que entrena en el gimnasio son el codo de tenista y el codo de golfista es decir, epicondilitis lateral y epicondilitis medial, respectivamente.

La queja principal de esta dolencia parece ser dolor sobre el medial o en el lado lateral del codo, que puede o bien transmitirse de forma difusa o sobre un punto muy específico.

La aparición de estas dolencias generalmente se observan en conformidad con un rápido aumento en el nivel de actividad superior del cuerpo llevado a cabo en la vida de un cliente, por ejemplo, comenzar un nuevo trabajo que implica una gran cantidad de movimientos repetitivos del brazo, o comenzar una nueva rutina de gimnasio con más énfasis en el trabajo superior del cuerpo. Estas dolencias pueden variar desde una molestia a un obstáculo enorme e incluso a llevarte a renunciar a tu programa de gimnasio o de trabajo para permitir que se mejore.

Antes de que podamos comprender cómo prevenir y tratar la epicondilitis, tenemos que entender lo que es y cómo se produce.

epicondilitis medial


¿Qué es la Epicondilitis Medial?


La epicondilitis lateral y medial son principalmente problemas de los tendones.

Nos referiremos a estos problemas tendinosos como tendinopatías de aquí en adelante, ya que este término abarca varias etapas por las que un tendón poco saludable puede pasar.

La epicondilitis es en realidad un nombre bastante engañoso, como ‘itis’ generalmente se refiere a la inflamación; ahora sabemos que en las tendinopatías, la inflamación rara vez está presente. No ha habido un impulso recientemente entre los médicos de empiezar a referirse a estas cuestiones como ‘epicondilalgia’ ya que este término vagamente habla más sobre el tema con el tendón, pero no vamos a entrar en la política físio aquí.

Codo de tenista

La epicondilitis lateral o codo de tenista, es un problema con los tendones extensores de la muñeca. Estos son responsables de traer el dorso de la mano hacia el antebrazo.

El codo de golfista

La epicondilitis medial o codo de golfista, es una dolencia muy similar, pero es principalmente un problema con los tendones flexores de la muñeca, responsables de llevar la palma de la mano hacia el antebrazo.

La epicondilitis medial a veces también puede afectar el Pronador Teres, un músculo que permite a tu palma de la mano mirar hacia abajo. Entonces, ¿por qué sentimos dolor en el codo si es un problema en la muñeca? Eso tiene que ver con la anatomía de tu antebrazo y la fijación de estos músculos. Los flexores de la muñeca tienen un «origen flexor común ‘(CFO) que es el punto óseo en la parte medial del antebrazo donde todos ellos se adhieren a este tendón que por lo general se ve afectado en la epicondilitis medial.

Del mismo modo, los extensores de la muñeca tienen un origen del extensor común (CEO), que es, en el punto óseo lateral en el codo. Por eso, en estas tendinopatías tenemos sensible la zona de la derecha en los puntos óseos del codo y (generalmente) no hacia abajo en la muñeca.

epicondilitis medial prevención

Tendinopatías

Todas las tendinopatías tienen tres posibles etapas muy bien delineadas por Cook & Purdam (2009), que se puede considerar más bien como una serie continua de patologías distintas.

Etapa 1

La primera etapa se denomina la etapa reactiva y en un tendón sano esto es por lo general un cambio temporal. Se caracteriza por un aumento en el contenido de agua de la matriz de tendón que se produce en respuesta a la sobrecarga, lo que lleva a un tendón más grueso, reducción del estrés y el aumento de la rigidez.

Etapa 2

Si a un tendón no se le permite una recuperación suficiente, entonces el tendón puede progresar a la etapa de ‘irreparable‘. Esto representa la ruptura de la matriz del tendón, con algún posible crecimiento hacia el interior de los vasos sanguíneos y los nervios que interrumpe aún más el colágeno útil que forma un tendón sano (Magnusson et al., 2010).

Etapa 3

La etapa final se llama tendinopatía degenerativa que se produce cuando un tendón está sobrecargado durante un largo período de tiempo. El colágeno se convierte estructuralmente desorganizado y hay un aumento de los niveles de la vascularización y el crecimiento hacia dentro del nervio en el tendón.

En esta etapa, el tendón puede llegar a engrosar en apariencia y se incrementa el riesgo de ruptura del tendón.


Tratamiento para el Codo de Tenista / Golfista


Si piensas que podrías tener una tendinopatía en el codo, en primer lugar, ¡no te asustes!

Una vez identificado, el tratamiento conservador suele ser bastante eficaz en la reducción de los síntomas y estrategias de gestión correctas, que puede ayudar a prevenir la recurrencia.

Lo primero que hay que hacer con el fin de tratar una tendinopatía es tratar de determinar en qué etapa del proceso se encuentra. Las estrategias de gestión para las etapas de la tendinopatía difieren un poco, por lo que corren el riesgo de hacer que el problema empeore si se identifica mal.

Reactiva e irreparable

Si tu dolor en el codo es relativamente nuevo,  por lo general, el tratamiento de una tendinopatía temprana sería con ejercicio isométrico y la modificación de la actividad, si es posible. Básicamente, esto significa encontrar la actividad que agrava el dolor de codo y la búsqueda de una forma diferente de hacerlo.

Recuerda: los tendones pueden tener un retraso en la respuesta a una actividad, por lo que incluso si haces algo que no genera dolor en el momento, todavía podría empeorar y es por eso que el tendón puede mostrar dolor al día siguiente.

A veces 5-10 días pueden ser suficientes para permitir que una tendinopatía se asiente, así que si realizar ejercicios de press banca agrava tu epicondilitis medial, trata de usar pesas o una máquina durante 10 días para ver si eso marca la diferencia.

epicondilitis medial ejercicios


Tratamiento | El Ejercicio Isométrico


La epicondilitis medial

En términos de ejercicio isométrico para la epicondilitis medial, cúbrete la palma de la mano afectada con la otra mano y trata de doblar la palma hacia arriba hacia la posición en la muñeca, al tiempo que evitas cualquier movimiento con la otra mano.

Mantén esta contracción durante 5-30 segundos y luego relájate. Repite hasta que sientas un dolor en el músculo de trabajo. Repite varias veces al día.

La epicondilitis lateral

Para la epicondilitis lateral, la técnica es similar pero en vez cubrir el dorso de la mano afectada con la otra mano y tratar de llevar el dorso de la mano hacia arriba llévala hacia ti al tiempo que evitas cualquier movimiento real.

¿No funciona? ¡Prueba estos ejercicios de estiramiento!

Si el ejercicio isométrico no mejora las cosas, con precaución voy a recomendar unos estiramientos, mostrados en las fotos a continuación:

Mantén durante 20-30 segundos, varias veces al día.

Estos estiramientos también pueden ser utilizados como estrategias de prevención eficaces y muy a menudo se recomendará a los clientes a incluirlos entre las series en el gimnasio.

epicondilitis medial ejercicios

¡Toma Nota!

  • El medial y la epicondilitis lateral son problemas principales de la muñeca y no del codo.
  • Será de gran ayuda para el tratamiento identificar cuáles son los tendones afectados y en qué etapa del proceso te encuentras.
  • Intenta recuperarte de una tendinopatía con descanso, ejercicio isométrico y estiramiento. Si no funciona prueba con ejercicio excéntrico.

 

Traducido por Patricia Rosa

No hay etiquetas para el post



Myprotein

Myprotein

Escritora y Experta