Saltar a contenido principal
Entrenamiento

¿Qué es un cuerpo de playa y por qué puede ser perjudicial?

¿Qué es un cuerpo de playa y por qué puede ser perjudicial?
Amy Golby
Escritora y Experta9 meses Hace
Ver el perfil de Amy Golby

El verano es sinónimo de vacaciones, calor, playa, terrazas al aire libre y un largo etcétera de privilegios que solo podemos disfrutar unos pocos meses al año. Pero, aunque es motivo de alegría para muchos, esta época del año también puede ser motivo de ansiedad por el famoso fenómeno conocido como “cuerpo de playa”. Pero ¿qué es este fenómeno y por qué puede ser más perjudicial que beneficioso?

Índice:

cuerpo de playa

 

¿Qué es un "cuerpo de playa" y por qué puede ser perjudicial?

Todos hemos oído alguna vez la expresión "cuerpo de playa", pero ¿qué significa? Básicamente, es un concepto implantado por la sociedad desde hace años que incita a ponerse en forma para poder ir a la playa a lucir un cuerpo bonito, lo cual es obviamente ridículo y perjudicial por muchas razones.

Aunque no hay nada malo en querer ponerse en forma y estar más sano, el problema es el hecho de catalogar algunos cuerpos como “aptos para la playa” y otros no, y que necesitas tener un cuerpo atlético para que cumpla con este fenómeno y puedas gustar a los demás.

Por desgracia, todavía hay gente que sucumbe a estos ideales y se deja llevar por los estereotipos implantados por las modas. Un estudio realizado en 2021 reveló que el 58% de los adultos del Reino Unido han sufrido algún tipo de trauma relacionado con el peso.¹

Por si fuera poco, los medios de comunicación contribuyen a deformar la percepción de lo que está o no está bien. Otro estudio encontró que el 69% de los participantes reconoció que las imágenes de las revistas habían influido en su percepción sobre el peso corporal "ideal", y el 47% reconoció que tenía ganas de adelgazar después de ver esas imágenes.²

Las redes sociales también han contribuido (y mucho) a crear expectativas físicas poco realistas, especialmente entre los jóvenes. Según una investigación reciente, el 53% de los adultos jóvenes que creían que no estaban lo suficientemente delgados o que tenían miedo de engordar demasiado mostraban síntomas "clínicamente significativos" de trastorno dismórfico corporal.³

Estos estudios reflejan los efectos devastadores que conceptos como "cuerpo de playa" pueden tener tanto en adultos como en jóvenes, y por qué es importante promover unos ideales corporales saludables y aceptar cuerpos de todas las formas y tamaños.

 

Los cuerpos no son "buenos" o "malos”

Por desgracia, la sociedad nos condiciona a ver determinados tipos de cuerpo como "buenos" o "malos". Por lo general, los cuerpos más delgados suelen considerarse "buenos" y los cuerpos más corpulentos suelen considerarse "malos".

Durante muchos años, estos ideales tan perjudiciales se han perpetuado en periódicos, revistas y televisión, y podría decirse que las redes sociales no han hecho más que empeorar las cosas.

Aunque pueda parecer que este tipo de etiquetas no son un problema grave, pueden tener un efecto significativo en la autoestima y la confianza de muchas personas. Por un lado, las personas que intentan cumplir con el actual estereotipo de “cuerpo bueno” pueden llegar a recurrir a medidas extremas para conseguirlo, y por otro lado, las personas que ya lo han conseguido pueden sentirse bajo una muy alta presión social para mantenerlo.

El primer paso para sentirse a gusto con uno mismo es olvidar estas etiquetas. No es fácil (sobre todo cuando están tan presentes en el día a día), pero hay que tener presente que lo único que importa es tu propia salud y tu propia felicidad. Nada más.

 

¿Hasta qué punto es sostenible un "cuerpo de playa"?

Por lo general, los métodos para conseguir un cuerpo de playa suelen ser en su mayoría soluciones rápidas que no son sostenibles a largo plazo, como las dietas de moda sin base científica fiable o las mallas “quemagrasa”.

Además de que no suelen funcionar, las soluciones rápidas como las dietas extremas y los entrenamientos extremos pueden causar daños a largo plazo. Las dietas muy restrictivas y su efecto yo-yo en particular, pueden provocar graves problemas de salud.

No hagas caso a eso de que necesitas tener un cuerpo atlético y bonito para ir a la playa. No es ninguna vergüenza querer ponerse en forma o perder peso, pero es importante hacerlo de forma segura y por las razones adecuadas, como mejorar tu salud y bienestar y no para agradar a los demás.

Si tu objetivo principal es perder peso, para conseguir buenos resultados y mantenerlos a largo plazo se necesita mucho compromiso y constancia. Un objetivo coherente, saludable y sostenible sería intentar perder entre 0,5 y 1 kg por semana.

 

¿Cómo puedes ponerte en forma?

Si quieres ponerte en forma, perder peso o simplemente llevar una vida un poco más sana, tienes que planteártelo como un proceso a largo plazo que requiere tiempo, compromiso y constancia.

Es importante comprometerse a realizar cambios significativos en el estilo de vida, pero incluso los cambios más pequeños pueden proporcionar grandes resultados. Puedes diseñar tu propio plan de entrenamiento y nutrición en función de tus necesidades nutricionales, pero asegúrate de que sea un plan realista y sostenible a largo plazo.

Establecer objetivos realistas y sostenibles a largo plazo es una forma estupenda de mantener una relación más sana con tu cuerpo sin tener que renunciar a todo lo que te gusta.

 

Cómo fijarse objetivos saludables

Un concepto muy erróneo y muy común hoy en día es asociar la valía y la felicidad de una persona con su aspecto físico, pero es esencial esforzarse por algo más que tener buen cuerpo. El ser humano es capaz de muchas cosas, así que empieza a pensar más allá de tu aspecto y céntrate en cosas más importantes que la apariencia.

Fijarse objetivos saludables puede ser mucho más gratificante y fácil de conseguir que los objetivos centrados únicamente en los resultados físicos o estéticos.

Seguro que hay algún deporte que siempre has querido probar, o alguna nueva habilidad que siempre hayas querido aprender. Quizá siempre has pensado que podrías levantar un poco más de peso en el press de banca o en las sentadillas, o puede que tengas pendiente desde hace tiempo correr tu primera 5 km. Piensa en todas estas “tareas pendientes” y conviértelas en nuevos objetivos a cumplir, porque el hecho de conseguir algo nuevo que siempre has querido conseguir es mucho más satisfactorio que cambiar tu aspecto físico.

 

Conclusión

Es una pena que vivamos en un mundo en el que los criterios del atractivo sean tan exigentes, porque la mayoría de personas que no se ajustan a estos ideales se sienten infelices con su propio cuerpo y eso puede afectar considerablemente a su salud mental y su autoestima.

Nadar a contracorriente siempre es más difícil, pero en este caso deberíamos hacerlo todos juntos para acabar con el estereotipo de “cuerpo de playa” de una vez por todas. Cualquier persona debería poder ir a la playa y disfrutar sin preocuparse de lo que piensen los demás. Todos los cuerpos son cuerpos de playa; no dejes que nadie te diga lo contrario.

¿Te ha gustado este artículo?

No te pierdas estos otros:

 

Nuestros artículos están redactados con fines educativos e informativos, jamás deberán tomarse como una consulta médica. Si fuera necesario, en su lugar visite a su médico o a un profesional antes de comenzar a utilizar suplementos o hacer cambios en su dieta.

  1. Pearl, R. L., Puhl, R. M., Lessard, L. M., Himmelstein, M. S., & Foster, G. D. (2021). Prevalence and correlates of weight bias internalization in weight management: A multinational study. SSM – population health, 13, 100755. https://doi.org/10.1016/j.ssmph.2021.100755 
  2. Field, A. E., Cheung, L., Wolf, A. M., Herzog, D. B., Gortmaker, S. L., & Colditz, G. A. (1999). Exposure to the mass media and weight concerns among girls. Pediatrics, 103(3), E36. https://doi.org/10.1542/peds.103.3.e36  
  3. McGuire, F. H., Goldbach, J. T., Senese, J. G., Cabrera, J. R., Schrager, S. M., & Duncan, A. E. (2023). Longitudinal association of homonegative school climate with body dysmorphic disorder among cisgender sexual minority adolescents: Testing mediation through proximal minority stressors. Body image, 45, 86–93. https://doi.org/10.1016/j.bodyim.2023.02.007

Traducido por Rubén Del Toro

Amy Golby
Escritora y Experta
Ver el perfil de Amy Golby
Amy Golby es deportista desde hace más de 18 años, llegando a jugar a rugby y netball a nivel nacional. Ha sido entrenadora personal durante 5 años y cuenta con el título de “deporte y nutrición en el ejercicio” y el título en psicología. Amy lleva más de 10 años entrenando con pesas y a día de hoy sigue aprendiendo y mejorando para conseguir sus objetivos. Es una fiel creyente de los muchos beneficios tanto físicos como mentales del deporte, el fitness y de la alimentación saludable. Amy ha hablado sobre el deporte y el fitness par Red Bull, la revista Look, Spartan UK y Mental Movement UK sobre cómo el ejercicio físico puede ayudar a mejorar la salud mental. En su tiempo libre, a Amy le gusta hacer deporte, reunirse con amigos y salir de compras para ir siempre a la moda al gimnasio. Puedes conocerla más a fondo aquí: https://www.instagram.com/dreams_and_dumbbells/?hl=en
myprotein