0
Cesta

No hay artículos en tu cesta actualmente

Nutrición

La dieta Scardale

La dieta Scardale

Como podréis imaginar, la dieta Scardale, es una dieta orientada a la pérdida de peso en poco tiempo. Si bien, es parecida la famosa dieta Dukan, aquí explicaremos en qué consiste exactamente, cómo llevarla acabo, si realmente funciona, etc.

 


¿En qué consiste la dieta Scardale?


Se trata de una dieta disociada, en la que el aporte máximo de calorías diarias es de 1.000kcal y en la cual, el macronutriente “estrella” es la proteína. Es decir, que la mayoría de los alimentos que consumamos mientras realicemos esta dieta, serán alimentos con un alto contenido en proteínas.

Es una dieta diseñada para personas adultas, excluyendo mujeres embarazadas, personas con requerimientos nutricionales específicos y mujeres en periodo de lactancia. Aun así, se recomienda visitar a vuestro médico o nutricionista para que os dé el visto bueno antes de empezar con ella.

La dieta Scardale tiene una duración de 14 días, a los cuales les sigue una etapa de mantenimiento en la que se pretende evitar el famoso “efecto rebote” que se produce siempre al abandonar este tipo de dietas.

 


Reglas básicas de la Dieta Scardale


  1. Comeremos sólo tres veces al día
  2. Solo nos alimentaremos de lo estipulado por la dieta
  3. El alcohol está prohibido
  4. Bebe dos litros de agua. También puedes hidratarte con café, té o infusiones
  5. El aceite de oliva para aliñar las ensaladas no está permitido. Solo utilizaremos limón y vinagre para condimentarlas
  6. Comeremos las verduras sin añadirles mantequilla
  7. El pollo y el pavo siempre sin piel
  8. No hagas un ejercicio físico excesivo, ya que el aporte calórico es mínimo y podría acarrear problemas serios
  9. La dieta no se debe seguir por más de 14 días

 


Ejemplos de comidas


 

  • Desayuno
    • Una pieza de fruta
    • Media tostada de pan integral
    • Café o té sin azúcar y leche
  • Comida
    • Surtido de lonchas de jamón de York, pavo y jamón serrano
    • Tomates al horno con ajito y perejil
    • Café, té o infusión
  • Cena
    • Ensalada
    • Pescado a la plancha
    • Una pieza de fruta

 

  • Desayuno
    • Una pieza de fruta
    • Media tostada de pan integral
    • Café o té sin azúcar y leche
  • Comida
    • Atún o salmón con limón o vinagre
    • Melón o fruta de la temporada
    • Un té o infusión
  • Cena
    • Cordero
    • Lechuga, tomates, pepino y apio
    • Una pieza de fruta

 

  • Desayuno
    • Una pieza de fruta
    • Media tostada de pan integral
    • Café o té sin azúcar y leche
  • Comida
    • Tortilla (por ejemplo de champiñones, espinacas, calabacín…)
    • Una pieza de fruta
  • Cena
    • Pavo o pollo asado
    • Ensalada de tomate y lechuga
    • Café, té o infusión

 


 

Etapa de mantenimiento


Tras los 14 días siguiendo la dieta, se recomienda pasar por una etapa de mantenimiento para evitar el “efecto rebote”. En esta fase los alimentos básicos que se pueden elegir son los siguientes:

– Una bebida alcohólica diaria: seca (no dulce).

– Todas las carnes magras: cordero, ternera y cerdo; jamón magro. Hay que quitar siempre toda grasa visible.

– Pollo y pavo: Nunca fritos y siempre quitando la piel y toda grasa visible.

– Todo tipo de pescados: Nunca fritos.

– Todo tipo de mariscos.dieta scardale

– Huevos en cualquier forma (pero no más de 3 por semana): Nunca fritos.

– Quesos: Casi cualquier queso, excepto aquellos con mucha grasa.

– Sopas, consomés y caldos: con hortalizas, carnes, pollo, pescado, sin crema, leche entera o grasas.

– Hortalizas: abundantes cantidades a su elección.

– Frutas: cualquier fruta que desee.

– Zumos de fruta y hortalizas están permitidos, pero solamente al natural, sin azúcar.

– Pan está permitido: pero limítese a dos rebanadas por día, preferentemente pan proteico.

– Jaleas, dulces, conservas de frutas, sin azúcar: pueden usarse con moderación.

– Ensaladas de verduras: cualquier combinación que desee y en la cantidad que quiera.

– Bebidas calientes y frías: té, café, gaseosas dietéticas sin azúcar, leche desnatada.

– Condimentos: ketchup, salsa cóctel, mostaza, rábano blanco picante, pickles, aceitunas de todo tipo, con moderación.

 


Ventajas


Se puede seguir una alternancia entre la dieta en sí y la fase de mantenimiento, de forma que realicemos la dieta durante 14 días, seguidamente 14 días de mantenimiento y vuelta a empezar.

Es decir, según el autor, se puede mantener esta sucesión entre dieta Scardale y fase de mantenimiento de forma prolongada, sin ningún tipo de consecuencia negativa para la salud.

perder peso

Sin embargo, hay que recalcar que no podemos mantener la dieta durante más de 14 días, ya que en ese caso, las consecuencias para nuestra salud sí que podrían ser adversas.

Dado el bajo aporte calórico, la alta ingesta de proteína y baja cantidad de hidratos de carbono y grasas que presenta esta dieta, la pérdida de peso está asegurada. Además, como ya sabéis, la proteína tiene un gran efecto saciante, por lo que no pasaréis excesiva hambre.

 


Inconvenientes


Esta dieta presenta déficit de algunos minerales importantes (calcio) y de vitaminas liposolubles (Vitamina D, E, K y A), dado su bajo aporte de grasas.

Es incompatible con la práctica de ejercicio físico o actividades intensas, ya que la proteína casi no aporta energía durante la actividad física.

Puede provocar sensación continua de cansancio, falta de energía, somnolencia y hará que a medio plazo nuestro metabolismo se ralentice, deteniéndose la pérdida de peso.


Escrito por Francisco Fidalgo Clemente – Entrenador Personal My Protein España

Síguelo en instagram: Aquí

 

Nuestros artículos están redactados con fines educativos e informativos, jamás deberán tomarse como una consulta médica. Si fuera necesario, en su lugar visite a su médico o a un profesional antes de comenzar a utilizar suplementos o hacer cambios en su dieta.

No hay etiquetas para el post



Myprotein

Myprotein

Escritora y Experta


Descubre las ofertas de hoy ¡Comprar!🔔